Ciclo FLA 2018

Martes 16 octubre. Salón de Actos Casa de la Cultura. 19.30 h  “Los proyectos pedagógicos de Félix Carrasquer o el sueño de cambiar el mundo desde la educación”. Víctor Juan. Profesor. Director del Museo Pedagógico de Aragón.

Víctor Juan (Zaragoza, 1964) comenzó a dar clase hace treinta y dos años. Ha publicado monografías sobre maestros aragoneses entre los que se cuentan Guillermo Fatás, Pedro Arnal Cavero, Domingo Tirado Benedí o Palmira Plá. En la colección Biblioteca Aragonesa de Cultura publicó La tarea de Penélope. Cien años de escuela pública en Aragón (2004). Desde hace veinte cursos es profesor en la Universidad de Zaragoza y da sus clases en la antigua Escuela Normal de Magisterio de Huesca, en el mismo edificio en el que daba sus clases Ramón Acín. Además ha publicado las novelas Por escribir sus nombres (2007), Marta (2010), Las manos de Julia (2012), Aquellos días de luz y palabras (2013) y Memoria inesperada (2018). También es autor de los relatos «De portería a portería» en Cuentos a patadas. Historias del Real Zaragoza, «Alma, alma, María» en el volumen colectivo Maestras y «Muerde la Soledad» Dirige desde su inauguración en 2012 el Museo Pedagógico de Aragón. Desde hace cinco años publica una columna quincenal titulada “De escuelas & maestros” en «Heraldo Escolar», el suplemento de educación del Heraldo de Aragón.

Su conferencia versará sobre la figura de Felix Carrasquer. Resulta paradójico afirmar que alguien que solo fue a la escuela tres días en toda su vida –huyó la primera vez que el maestro quiso pegarle– sea uno de los educadores aragoneses más importantes del siglo XX. Ese es el caso de Félix Carrasquer Launed (Albalate de Cinca, 1905-Thil (Francia), 1993). A los catorce años, cuando había leído la treintena de libros que formaban la biblioteca de su padre, secretario del ayuntamiento, y después de escuchar todas las historias que los viejos del lugar conocían, decidió marcharse a Barcelona para hacer su mundo más grande. Se colocó en un horno de pan porque ese oficio que le dejaba mucho tiempo libre para la lectura. Descubrió las librerías de lance de las inmediaciones del cuartel de las Atarazanas. Comenzó leyendo Literatura, luego pasó a la Filosofía y a la Historia y, finalmente, devoró todos los libros que encontró sobre Pedagogía. En aquel momento ya había abrazado el credo anarquista y estaba convencido de que la auténtica revolución había que hacerla mediante la educación en el corazón del ser humano. Se planteó estudiar Magisterio, pero le bastó consultar el plan de estudios para concluir que ya sabía todo lo que podían enseñarle en la Escuela Normal. Se quedó ciego cuando tenía veintisiete años, pero nada le impidió perseguir sus sueños. Después de la Guerra Civil se exilió en Francia. Padeció el rigor de los campos de refugiados. En 1944 volvió a España, aceptó cargos orgánicos en la CNT clandestina, fue detenido en varias ocasiones y durante trece años sufrió los rigores de las cárceles.

Pionero en diversos proyectos educativos, en 1929 Félix Carrasquer reunió a los jóvenes más inquietos de Albalate y fundó un grupo cultural que transformó la vida del pueblo. En 1935 diseñó la Escuela Eliseo Reclus, que abrió sus puertas en la calle Vallespir de Barcelona. Allí trabajaron los cuatro hermanos Carrasquer (Félix, José, Francisco y Presen). Durante la guerra civil, en Monzón, dirigió la Escuela de Militantes de Aragón, un centro destinado a la formación de los dinamizadores de las colectividades que se habían organizado en Aragón. Además, dio centenares de charlas en las cárceles, en los campos de refugiados y, después de la muerte del general Franco, en ateneos, escuelas y bibliotecas de todo el Estado. En todas sus propuestas combinaba los principios de la pedagogía libertaria, las ideas de la Escuela Nueva y la metodología de la imprenta Freinet.

Jueves 18 octubre. Biblioteca Municipal. 19.30 h. “Bibliofilia: Aragón como tema”. Joaquín Zueras.

Bibliófilo, amante de los libros Joaquín residente en Monzón mostrará en la Biblioteca parte de sus muchos libros que atesora como si de amigos se tratasen. Amparado cada uno de ellos con su propia historia. Ese día nos mostrará más de treinta libros antiguos y primeras ediciones de obras sobre Monzón y Aragón de autores como Costa, Pano, Mor de Fuentes,  Zurita y Fueros de Aragón entre muchos otros, comentados por la pasión que Joaquín pone en su vida.

Martes 23 de octubre. Biblioteca Municipal. 18.30 h. Presentación del cuento "Por encima de rama y hoja”. Sandra Araguás

Ven, acércate, escucha estas historias que se susurraban al calor del fuego. Cuentos de mujeres que hablaban con las plantas, que sabían volar con los vientos y danzaban con el fuego. Descubrirás historias increíbles de las brujas que rondaron nuestras tierras. Encontrarás jorobados, gatos negros, pociones, algunas risas y mucho misterio. Directamente desde las cocinas, llegan estas historias de brujas transmitidas en voz baja. Escucha bien, estate atento, que para ti son todos estos cuentos, la edad recomendada es a partir de 4 años, aunque no es una sesión para niños, si no para toda la familia: niños, padres y abuelas y abuelos como se contaba tradicionalmente en las cocinas. 

Viernes 26 de octubre. Salón de Actos Casa de la Cultura. 19.30 h. Presentación de la novela "Las Madres Negras". Novela ganadora IV Premio Dos Passos. Patricia Esteban

Patricia Esteban Erlés (Zaragoza, 1972)  es profesora y columnista en Heraldo de Aragón. Ha publicado tres libros de cuentos. El primero de ellos, Manderley en venta (2008), obtuvo el Premio de Narración Breve de la Universidad de Zaragoza en 2007 y fue seleccionado en el V premio Setenil. Su segundo libro, Abierto para fantoches (2008), ganó el XXII Premio de Narrativa Santa Isabel de Aragón, Reina de Portugal. En 2017 ganó el Premio Dos Passos con su primera novela, Las madres negras, que ha sido publicado en Galaxia Gutenberg.

Las madres negras es una novela de tintes góticos sobre la eterna lucha del Bien y el Mal. La protagonista es Mida, una huérfana que acaba recluida en el convento de Santa Vela, un extraño edificio sobre el que pesa una maldición. Su historia se entremezcla con la de otras niñas y mujeres confinadas en distintas épocas, y también con la de Priscia, la madre negra que conversa con Dios y cumple cada uno de sus oscuros mandatos.